Posts Tagged '2010'

Matute

Para conocer un poco más a Ana María Matute. Aquí.

Anuncios

Internet en USA

Estudio realizado en los USA sobre el uso de internet en 2010… Muy completo (en inglés).


Novedades ortográficas y VIII

Se acabó. Esta es la última entrada sobre las novedades ortográficas de la nueva Ortografía de la RAE (2010). No os empachéis.

13) No debe omitirse nunca el punto abreviativo que ha de preceder a las letras voladas dentro de la abreviatura. Por ejemplo: Es el 5.º congreso al

que asisto.

Es incorrecto utilizar las letras voladas con los números romanos de valor ordinal. Así, no debe escribirse * X.º Congreso.

(nueva Ortografía… p. 572).

14) Los símbolos se separan con un espacio de las cifras.

Cuando se escribe una cifra seguida de un símbolo ha de dejarse un espacio entre los dos.

Es frecuente ver escritos los símbolos de unidades monetarias, como el del peso y el dólar ($) y el del euro (€), así como los de las unidades físicas y matemáticas, como el de porcentaje (%) y el de grado Celsius (°C), escritos sin separación alguna de la cifra a la que afectan: «La nueva tarifa es de 5,75€, lo que significa una subida del 23%».

Sin embargo, tanto el Sistema Internacional de Magnitudes de la ISO, como la Ortografía de las Academias de la Lengua establecen que ha de dejarse un espacio entre la cifra y el símbolo, cuando este último va pospuesto, de modo que lo correcto hubiera sido «La nueva tarifa es de 5,75 €, lo que significa una subida del 23 %»; la única excepción son los símbolos escritos íntegramente volados, en particular los de grado de ángulo y sus divisiones. En la nueva Ortografía se lee: “Cuando el porcentaje correspondiente a un número inferior a diez, puede escribirse tanto con cifras como con palabras: Un 8 % de los alumnos nunca acude a la biblioteca o Un ocho por ciento de los alumnos… La escritura con cifras es más frecuente en los textos de carácter científico o técnico.” (nueva Ortografía… p. 697).

Aunque las propias Academias aconsejaron durante un tiempo eliminar este espacio en el caso concreto de los porcentajes, en la última edición de la Ortografía se prefiere no establecer ninguna excepción.

Fuente: Fundeu.

15) La mayoría de las siglas no suelen usarse en plural. Pero las que corresponden a expresiones nominales comunes, y no a nombres propios, si pueden usarse para aludir a varios referentes. En esos casos, las siglas pluralizan con toda normalidad en la lengua oral: [oenejés] [deeneís] [pezés]. Pese a eso, no se considera oportuno marcar gráficamente en ellas el plural, pues de hacerlo añadiendo una –s también mayúscula (*ONGs, *DNIS, *PCS) se desvirtuaría la sigla. Se recomienda mantener invariables las siglas en la escritura, procurando, como forma de mostrar su uso en plural, que vayan acompañadas de algún determinante que así lo ponga de manifiesto: varias ONG, los DNI, algunos PC. Y se debe evitar el recurso, copiado del inglés, de añadir una s minúscula al final de la sigla, precedida o no de apóstrofo: *ONGs, *CD`s, *ONG`s. (Nueva Ortografía…)

 

 

Novedades ortográficas VI

11) Cuatro reglas para una escritura correcta de los prefijos, según la nueva Ortografía de la lengua española:

1.- Unidos a la palabra que acompañan

Los prefijos se escriben unidos a la palabra que acompañan (antivirus, supermodelo, anteayer, exmarido, vicepresidente, sobrealimentar, contraoferta, prepago); por tanto, no son adecuadas las grafías en las que el prefijo aparece unido con un guion (vice-ministro, anti-mafia) o separado por un espacio en blanco (vice ministro, anti mafía).

2.- Con guion

Sin embargo, el prefijo se escribirá con guion cuando la siguiente palabra comience por mayúscula o sea un número (anti-ALCA, anti-Mussolini, pro-Obama,  sub-21, super-8).

3.- Con espacio separador

El prefijo irá separado solo si afecta a varias palabras que tienen un significado unitario (ex alto cargo, vice primer ministro, anti pena de muerte, ex chico de los recados, pro derechos humanos, anti copias pirata…) o si afecta a nombres propios formados por más de una palabra (anti Naciones Unidas,pro Barack Obama, pro Asociación Nacional de Educadores).

4.- Combinación de prefijos

Si se unen varios prefijos a una misma palabra o si se repite un mismo prefijo, estos irán unidos entre sí y al sustantivo, formando una sola palabra (antiposmodernista, preposfranquismo, antiantisemita, supersuperguapo). (p. 530 y sigs.).

 

Novedades ortográficas V

Recogemos las novedades sobre los nombres de cargos y sobre el prefijo ex-.


9) Se recomienda escribir los nombres de los cargos, como presidente, ministro, director y términos similares con minúscula inicial, por tratarse de sustantivos comunes.

Es habitual que los medios de comunicación escriban el nombre de los cargos (como gobernante, jefe de Estado, etc.) con mayúscula inicial:

«El Presidente se volvió a reunir con los representantes de los sindicatos»; «Recuperado de su enfermedad, el Ministro de Industria reapareció públicamente»;

«Los dos candidatos podrían ser el próximo Jefe de Estado, según las encuestas».

Aunque el Diccionario panhispánico de dudas indica que se puede usar mayúscula inicial cuando se hace referencia a una persona concreta que ejerce un cargo de este tipo, sin mención de su nombre propio, la nueva edición de la Ortografía de la lengua española (Ortografía de la lengua española, pág. 470) recomienda el uso de minúsculas en toda circunstancia, se trate o no de este tipo de alusión.

De este modo, en los ejemplos citados hubiera sido preferible escribir:

«El presidente se volvió a reunir con los representantes de los sindicatos»; «Recuperado de su enfermedad, el ministro de Industria reapareció públicamente»;

«Los dos candidatos podrían ser el próximo jefe de Estado, según las encuestas».

10) «exdirigente» o «expresidente», pero «ex teniente coronel»

Se recuerda que el prefijo ex debe escribirse unido a la palabra a la que acompaña, sin espacio ni guion intermedio, como sucede con todos los prefijos.

En las noticias que han aparecido en los medios de comunicación sobre la actualidad política de Túnez y Haití, se han encontrado frases en las que el prefijo ex- aparece separado de la siguiente palabra: «La huida de Zine el Abidine Ben Alí, ex presidente de Túnez, fue el primer paso hacia el cambio político en el país»; «El retorno inesperado del ex dictador Jean Claude Duvalier amenaza con crear nuevas tensiones».

Aunque tradicionalmente el prefijo ex- se escribía separado del término al que acompañaba (ex marido, ex dirigente), la nueva edición de la Ortografía de la lengua española (p. 538) recomienda escribirlo unido (exmarido, expresidente, exministro); excepto si el prefijo afecta a varias palabras que forman una unidad (ex teniente coronel, ex alto cargo, ex chico de los recados, ex primer ministro).

Así, en los ejemplos anteriores lo correcto hubiera sido:

«La huida de Zine el Abidine Ben Alí, expresidente de Túnez, el pasado viernes fue el primer paso hacia el cambio político en el país»;

«El retorno inesperado del exdictador Jean Claude Duvalier amenaza con crear nuevas tensiones».

 

Novedades ortográficas IV

Más y más novedades…

6) La palabra solo, tanto cuando es adverbio (Solo trabaja de lunes a viernes) como cuando es adjetivo (Está solo en casa todo el día), así como los demostrativos este, ese y aquel, con sus femeninos y plurales, funcionen como pronombres (Este es tonto; Quiero aquella) o como determinantes (Aquellos tipos; La chica esa), son voces que no deben llevar tilde según las reglas de acentuación, bien por ser bisílabas llanas terminadas en vocal o en –s, bien por ser aguda y acabar en consonantes distinta de –s o –n.

7) Hasta ahora se recomendaba la tilde en la conjunción o cuando se escribía entre cifras para evitar la posible confusión con el número 0, la nueva Ortografía de la lengua española especifica que dicha conjunción se escribirá siempre sin tilde con independencia de que aparezca entre palabras, cifras o signos.

De este modo lo correcto será escribir: «¿Quieres té o café?»; «Nos volveremos a ver dentro de 3 o 4 días». (Ortografía de la lengua española, pág. 270).

8) Durante un tiempo se daba preferencia normativa a la grafía unitaria adónde frente a a dónde. Ahora, ambas opciones gráficas, a dónde y adónde son igualmente correctas y pueden usarse indistintamente:

¿A dónde vamos? / ¡Adónde hubieran llegado otros con mis oportunidades! (Ortografía de la lengua española, pág. 553).

 

Novedades ortográficas III

Vamos con las novedades más polémicas.

5) Con independencia de cómo se articule realmente en cada caso, se consideran siempre diptongos a efectos ortográficos las siguientes combinaciones vocálicas:

a) Vocal abierta (/a/, /e/, /o/) seguida o precedida de vocal cerrada átona (/i/, /u/): estabais, hacia, pie, guion, acuario, reunir, antiguo.

b) Dos vocales cerradas distintas (/i/, /u/): ciudad, diurno, ruido, huir.

Según esa clasificación, palabras como lie [lié], guion [gión], truhan [truán] o hui [huí] resultan ser monosílabas a efectos de acentuación gráfica y, por ello, deben escribirse obligatoriamente sin tilde.

La convención de considerar siempre un diptongo a efectos de acentuación gráfica toda combinación de vocal cerrada átona seguida de vocal abierta (o a la inversa) y de dos vocales cerradas distintas, con independencia de su articulación real en cada palabra concreta o en el habla de cada individuo, se estableció explícitamente en la Ortografía académica de 1999, porque se constató que esas secuencias vacilan en su articulación entre el hiato y el diptongo dentro de las mismas palabras según diversas circunstancias.

Esa convención provocó un cambio en la acentuación gráfica de un pequeño grupo de palabras consideradas hasta entonces bisílabas, porque contenían secuencias vocálicas pronunciadas con hiato por una parte de los hispanohablantes, y las escribían con tilde por ser agudas terminadas en –n, -s o vocal. Esas palabras pasaron a considerarse monosílabas a efectos de acentuación gráfica, debido a la pronunciación real de otra gran parte de hispanohablantes, y a escribirse sin tilde.

Se trataba de estas palabras:

crie, crio, criais, crieis y las de voseo crias, cria (verbo criar);

fie, fio, fiais, fieis y las de voseo fias, fia (verbo fiar);

-flui, fluis (de fluir);

-frio, friais (de freír);

-frui, fruis (de fruir);

-guie, guio, guiais, guieis y las de voseo guias, guia (verbo guiar);

-hui, huis (de huir);

-lie, lio, liais, lieis y las de voseo lias, lia (de liar);

-pie, pio, piais, pieis y las de voseo pias, pia (de piar);

-rio, riais (de reír);

de sustantivos como guion, ion, huon, pion, prion, ruan y truhan, y de ciertos nombres propios como Sion y Ruan.

A partir de ahora, 2010, esas palabras se escribirán obligatoriamente sin tilde.

Alguno se preguntará si no nos encontramos ante el mismo caso que las palabras de doble acentuación prosódica (Ortografía, 2010: 207 y sigs.) como alveolo, alveólo / osmosis, ósmosis / maniaco, maníaco, etcétera. No es el mismo caso. En estas palabras la doble acentuación está justificada porque el acento puede recaer en dos vocales distintas: alveolo, alveólo. En cambio, en guion la vocal tónica es la misma si se pronuncia como monosílabo (guion) o como bisílabo (guión), la diferencia depende de pronunciarlas como monosílabo o como bisílabo. Además, recordemos que el sistema de acentuación gráfica del español no tiene como función indicar si una secuencia vocálica se articula en una sola sílaba o en sílabas distintas. Por ejemplo, no se distingue gráficamente la palabra variado [va.ria.do] de la palabra resfriado [res.fri.a.do]

(Ortografía de la lengua española, pág. 235-236)

 


visits

  • 382,149 hits

categorías

Twitter profile

Anuncios