¿Pobreza o petulancia?

Casado Velarde, catedrático de Lengua española, apunta sobre las construcciones “dar comienzo”, “poner de manifiesto”, “darse a la fuga” lo siguiente:

“Un rasgo lingüístico compartido con el lenguaje de los políticos es la sustitución de determinados verbos por una construcción sinónima de verbo de amplia semántica seguido de complemento:

comenzar, por dar comienzo;

manifestar, por poner de manifiesto;

fugarse, por darse a la fuga;

detener, por proceder a la detención;

modificar, por introducir modificaciones;

aliarse, por establecer alianzas;

mencionar, por hacer mención

Y el catedrático acaba de forma rotunda (me encanta este final):

“El origen puede ser doble: pobreza o petulancia, según los casos”.

(Publicado en el volumen La lengua española, hoy, Fundación Juan March, 1995, pp. 153-164, edición no venal)

0 Responses to “¿Pobreza o petulancia?”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




visits

  • 225,458 hits

categorías

Twitter profile


A %d blogueros les gusta esto: