Negrita, cursiva, comillas: evitar el doble subrayado

¿Negrita, cursiva o comillas?

Nisaba

Un error frecuente en tesis y documentos de autores noveles o nunca editados es el uso del doble subrayado o doble destacado. Por subrayado no me refiero aquí a utilizar una línea debajo de la palabra, como se estilaba de manera estándar antes del uso de las computadoras, es decir, este tipo de subrayado. Me refiero, en cambio, a la necesidad de emplear más de un signo tipográfico para destacar una palabra u oración dentro del discurso escrito.

Existen varios métodos tipográficos para subrayar, destacar o mostrar que algo es distinto de alguna manera de las palabras que tiene a su alrededor. El subrayado propiamente dicho (método propio de las máquinas de escribir) casi no se emplea en la actualidad, gracias a la existencia de la cursiva y la negrita. Las comillas, ya sean americanas (“ ”) o angulares, de codo o españolas (« ») también cumplen…

Ver la entrada original 421 palabras más

¿”efectivos”, “incendio propalado” y “orografía del terreno”?

Con motivo de los incendios que lamentablemente suceden en España en estas fechas, la Fundéu propone unas claves para redactar correctamente palabras y expresiones…

 

1. Incendiario no es sinónimo de pirómano

Incendiario es quien ‘incendia con premeditación, por afán de lucro o maldad’; no es sinónimo de pirómano‘alguien que sufre una enfermedad por la que disfruta provocando fuegos y viendo las consecuencias del incendio’.

2. Provocado e intencionado, diferencias

Se aconseja emplear la expresión incendio intencionado para aquellos generados con la voluntad expresa de hacer arder una zona. La expresión incendio provocado es más amplia y se aconseja que vaya acompañada de la causa (provocado por una chispa, provocado por una quema de rastrojos,  provocado por un rayo…).

3. Los incendios se propagan, no se propalan

Los incendios se pueden propagar (‘extender, dilatar o aumentar algo’), pero en ningún caso se propalan, pues este verbo significa ‘dar a conocer o difundir algo oculto o poco conocido’.

(…)

5. Los 30 bomberos, y no los 30 efectivos del cuerpo de bomberos

Efectivos hace referencia al conjunto de los miembros de las patrullas o cuadrillas, pero no a cada individuo en particular («los 30 bomberos» o «los 30 miembros del cuerpo de bomberos» y no «los 30 efectivos del cuerpo de bomberos»).

6. Orografía del terreno es redundante

La expresión orografía del terreno es redundante, puesto que la palabra orografía es ‘el conjunto de montes de una comarca, región o país’, y por lo tanto en ella ya está implícita la idea de terreno.

7. Los incendios pueden ser violentos, pero no virulentos

Los incendios pueden ser violentos, pero no virulentos, pues violento significa ‘que tiene mucha fuerza o intensidad’, mientras que virulento se aplica a las ‘enfermedades malignas e intensas’, así como a los ‘estilos, discursos o escritos que son hirientes, sañudos, ponzoñosos o mordaces en sumo grado’.

“No me rayes” o “no me ralles”… #español

Gracias a una pregunta de la profesora Cristina Carretero vino a nuestra memoria la respuesta de la RAE sobre qué forma verbal es la correcta para expresar ‘marear a alguien o marear por alguna cuestión’.

Por si interesa al lector, aquí puede leer la respuesta:

“El uso propio del habla coloquial e informal de hoy con el sentido de ‘marear o volver loco [a alguien]’, a menudo por la insistencia en alguna cuestión’ o ‘volverse loco u obsesionarse con algún asunto’, que se da principalmente en España y el Cono Sur, es el del verbo rayar(se), transitivo o pronominal. Así lo atestiguan hoy los textos:

«Willy se rayó… tuvo una crisis sicótica… se escapó en pijama del hospital» (Luisa Futoransky De Pe a Pa [Arg. 1986]).

«MARY- (A Rosa.) ¿Vos le entendés algo, mamá? (Rosa, emocionada, la mira y le hace un gesto ambiguo. El Tío sigue hablando.) ¿Qué dice?

ROSA- Que cuando haga otro viaje desde aquí, de Míkonos a Italia, me va a llevar de vuelta a mi casa.

MARY- ¡Qué divino! ¡Se rayó!» (Eduardo Rovner Y el mundo vendrá [Arg. 1988]).

«”Me estoy rayando”, comenta el batería, que lee en voz alta una entrevista a Jaime que aparece en una publicación. “¿Esta frase no era mía?”, dice. “Sí, pero ha quedado genial, ¿eh?”, responde el cantante» (El País, El País de las Tentaciones [Esp.] 14.2.2003).

«Me estás rayando cantidad» (A. Ovejero Nunca pasa nada [Esp. 2007]).

«¿Podemos volver atrás? Pues no me rayes. Y vamos adelante» (Casademont y Galtés El timo de la superwoman[Esp. 2010]).

Este significado del verbo rayar constituye la quinta acepción dentro de la entrada que le corresponde a esta palabra en la última edición del Diccionario de la lengua española de la RAE y la ASALE: «5. coloq. Trastornar o volver loco. U. t. c. prnl».

El verbo rallar significa en español actual ‘desmenuzar algo restregándolo con el rallador’ casi exclusivamente. La acepción de rallar ‘molestar, fastidiar’ figura en el diccionario académico desde su primera edición (1734) y responde a un uso antiguo.

Departamento de «Español al día»
Real Academia Española

11 consejos sensatos para afrontar los exámenes (Dr. Ortuño) @ClinicaNavarra

  1. Utilización de técnicas de relajación y pensar en cosas positivas.
  2. Tener en cuenta la alimentación, que sea sana y equilibrada.
  3. Dormir entre siete y ocho horas diarias para conseguir darle al cuerpo un descanso reparador.
  4. Realizar una planificación del tiempo. Elaborar un calendario con los días de examen de cada materia y las horas que se va a dedicar a cada una, teniendo en cuenta la preparación y revisión del material de estudio, esquemas, repasos, etc. Ser posibilistas y tener un margen de días u horas de más por si surgen imprevistos.
  5. Realizar ejercicio físico. Si el cuerpo está bien, la mente estará bien. El ejercicio físico ayuda a la memoria y a la concentración, favorece dormir mejor.
  6. Estudiar en un lugar con ambiente idóneo para ello. Una zona silenciosa y bien ventilada, silla cómoda y mesa ordenada, buena iluminación y temperatura adecuada.
  7. Tener cuidado con sustancias como los depresores del sistema nervioso central, analgésicos, estimulantes, inhalantes, drogas…
  8. Dejar tiempo para repasar antes del examen y refrescar lo estudiado.
  9. Leer bien las instrucciones del examen y organizarse para empezar por las preguntas más fáciles, para afrontar después las más difíciles y más largas. Si no recuerda una pregunta, siga con las que sabe para no perder tiempo.
  10. Llegar con tiempo al examen y no apresurarse en acabarlo.
  11. Y estudiar con el teléfono móvil en silencio, aunque lo mejor es dejarlo lejos de tu alcance.

Los consejos 1-10 provienen de la CUN.

No answers, just stories…

On success, there is no one right answer: You cannot learn absolute rules from another person. You cannot take the life recipe of another person. You can learn from their stories, but only you will take what you take from a story. Seek out Stories Tribes, civilisations and families have found that life lessons are […]

a través de There are no Answers, Just Stories — Moving People to Action

TED’s secret to public #speaking (7′)

 

By Chris Anderson:

“One task as a speaker is to build an idea inside the minds of your audience

4 tips:

“One, limit your talk to just one major idea”: give context, share examples…

“Two, give your listeners a reason to care”: curiosity, provocative questions…

“Three, build your idea, piece by piece, out of concepts that your audience already understands”: metaphors can play a crucial play…

“Four, here’s the final tip: Make your idea worth sharing”:

Chris Anderson: TED’s secret to great public speaking

How to start a speech #speaking / Conor Neill

So interesting (8′)

How not to start… 

a) “My name is… I come from… This talk is about…”

b) “….The lights?…How much time I have…right…ok…”

How to start a speech…

  1. With a question…
  2. Fact: “There is more people alive today than have ever died”
  3. 3. Once upon a time…

From Conor Neill.


visits

  • 207,350 hits

categorías


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 769 seguidores